Guarida del lobo

Guarida del lobo


We are searching data for your request:

Forums and discussions:
Manuals and reference books:
Data from registers:
Wait the end of the search in all databases.
Upon completion, a link will appear to access the found materials.

La Guarida del Lobo en Gierloz en Polonia fue la base de Adolf Hitler en el Frente Oriental durante la Segunda Guerra Mundial. El líder nazi a menudo se llamaba a sí mismo "el Lobo" y, por lo tanto, la Guarida del Lobo, también conocida como "Wilczy Szianiec" o "Wolfsschanze" lleva su nombre.

En un momento dado que albergaba a 2.000 personas, Wolf's Lair estaba fuertemente defendida y rodeada de densos bosques de Polonia. De hecho, parece que las fuerzas que Hitler tenía que temer en su cuartel general no eran solo externas, sino dentro de sus propias filas.

El 20 de julio de 1944, un grupo de hombres del propio Hitler, dirigido por Claus von Stauffenberg, intentó asesinarlo en Wolf's Lair introduciendo una bomba de contrabando. Si bien el intento no tuvo éxito, resultó en otras cuatro muertes.

En 1944, la sede de Hitler se trasladó a Zossen y la Guarida del Lobo fue destruida en su mayor parte bajo sus órdenes. Hoy, sus ruinas son un museo.


Misterios del lobo & # 8217s Lair, Hitler & # 8217s cuartel general secreto

A ocho kilómetros de Kętrzyn (Polonia), escondido en los bosques de Mazuria, se encuentra uno de los edificios militares más interesantes de Europa. Estamos hablando aquí del famoso Wolf & # 8217s Lair, el antiguo cuartel general secreto de Hitler que fue testigo, entre otras cosas, del ataque a la Unión Soviética y del supuesto asesinato del líder del Tercer Reich. A continuación enumeramos un conjunto de hechos y curiosidades que describen este lugar.

El complejo llamado & # 8220the Wolf & # 8217s Lair & # 8221 cubría un área de aproximadamente 250 ha. Constaba de unos 200 edificios: refugios, cuarteles, dos aeropuertos, estación de tren, central eléctrica, sistema de suministro de agua y planta de calefacción. Las paredes de hormigón del búnker tenían varios metros de espesor para dar la posibilidad de sobrevivir al fuego enemigo o un ataque aéreo. El búnker de Hitler # 8217 tenía un espesor de techo de hasta 10 metros y paredes de hasta 8 metros de espesor.

Un total de 30.000 a 50.000 personas trabajaron en el sitio de construcción. En 1944, más de 2000 personas trabajaban allí, incluidas solo 20 mujeres. Curiosamente, Eva Braun (la esposa de Hitler y # 8217) nunca se quedó en la Guarida del Lobo.

No fue una coincidencia que se eligiera esta ubicación & # 8211 el complejo estaba ubicado tan al este que al comienzo de la guerra no estaba amenazado por los ataques aéreos británicos. Al mismo tiempo, fue posible coordinar actividades militares posteriores en el frente oriental.

The Wolf & # 8217s Lair estaba perfectamente enmascarado. La ubicación del pueblo le era favorable: por un lado, está rodeado de lagos y, por otro, está rodeado de bosques. Los edificios fueron cuidadosamente camuflados, y todo el complejo fue cuidadosamente vallado y nadie pudo acercarse a él. La perfección del enmascaramiento se evidencia por el hecho de que la Guarida de Wolf & # 8217s nunca ha sido bombardeada.

Gracias a los bosques circundantes, los edificios eran prácticamente invisibles desde el aire. Sin embargo, en invierno, las hojas se pierden, por lo que los ingenieros alemanes cubrieron los edificios con mortero con algas marinas, traídas especialmente del Mar Negro. De esta forma la nieve que caía se detenía en las cavidades del yeso y los edificios se iban enmascarando.

El comando alemán estaba tan seguro de que era posible ocultar la Guarida del Lobo con tanta eficacia de la vista de los forasteros que, después de su construcción, todos los aviones de Berlín a Moscú volaban sobre el complejo. Se suponía que era un juego psicológico para mostrarle al mundo que ciertamente no hay ningún objeto militar cerca de Kętrzyn.

Al comienzo de su existencia, & # 8220Wolfsschanze & # 8221 sirvió a Adolf Hitler como el lugar de mando durante la Operación Barbarroja & # 8211 el ataque alemán a la Unión Soviética en junio de 1941. El dictador alemán estuvo allí por primera vez el 24 de junio. dos días después del comienzo de la guerra con un aliado reciente.

A medida que avanzaba la ofensiva alemana en el frente ruso, sus ingenieros construyeron otro cuartel general para Hitler en Ucrania, pero no era una obra maestra de ingeniería como el complejo cerca de Kętrzyn. Wolf & # 8217s Lair siguió siendo el cuartel general favorito del führer, en el que permaneció (con descansos) durante más de 800 días: desde junio de 1941 hasta noviembre de 1944. Al final de la guerra, los alemanes estaban perdiendo sus tierras conquistadas en el frente oriental. así que el 20 de noviembre de 1944 el centro de mando se trasladó a Zossen, cerca de Berlín.

Hitler solía trasladarse a la Guarida de Wolf & # 8217s en avión o en el tren de Berlín & # 8211 Kętrzyn. La ruta del tren del Führer se cambió con frecuencia en el último minuto y se mantuvo en secreto debido a la amenaza de un ataque a su vida. Al final resultó que, esta costumbre lo rescató al menos una vez: en la primavera de 1942, los partisanos polacos se enteraron del paso planeado del tren de Hitler y llevaron a cabo una acción de sabotaje destinada a descarrilar la formación del tren. Las fuentes indican que el plan tuvo éxito, sin embargo, debido a un cambio en la ruta del viaje del líder del Tercer Reich y # 8217, un tren ordinario de 430 alemanes se descarriló por error.

Fue en Wolf & # 8217s Lair donde tuvo lugar el famoso asesinato de Hitler, cuando el 20 de julio de 1944 el coronel Claus Schenk von Stauffenberg colocó una bomba en una sala donde se reunían los comandantes de más alto rango de la Wehrmacht. El plan fracasó porque la alta temperatura de ese día obligó a trasladar la conferencia de un búnker de concreto a un cuartel liviano, y la onda de choque no se detuvo en los muros de la estructura, sino que se dispersó, al mismo tiempo que se debilitó. Además, el führer estaba protegido por una gruesa mesa de roble y finalmente el dictador alemán solo resultó levemente herido, mientras que Stauffenberg y el resto de los conspiradores fueron capturados y ejecutados de inmediato.

Además de Hitler, otros dignatarios nazis también aparecieron en Wolf & # 8217s Lair: Hermann Göring, Heinrich Himmler, Joseph Goebbels, Fritz Todt y Albert Speer.

Cuando los alemanes se retiraron de Mazuria, decidieron hacer estallar & # 8220Wolfschanze & # 8221. Probablemente se utilizaron 8 toneladas de TNT para destruir el complejo.

El área alrededor de Wolf & # 8217s Lair no fue completamente desminada hasta 1955. Los Sapers tuvieron que ocuparse de 54.000 minas por 72 ha de bosque y 52 ha de tierra.

Hoy, Wilczy Szaniec es una atracción turística visitada por más de 250.000 personas cada año. Te animamos a que veas el complejo con tus propios ojos. A continuación encontrará un mapa y un enlace al sitio web con información para turistas.


La guarida británica de Hitler y # 039

En el caso de una exitosa invasión nazi de Gran Bretaña, Adolf Hitler propuso la zona rural de Shropshire como su cuartel general. Roger Moorhouse explora por qué habría elegido ese lugar.

La noticia de que Adolf Hitler podría haber establecido su cuartel general en Bridgnorth, en la zona rural de Shropshire, en el caso de una invasión nazi exitosa, habría parecido a muchos quizás una historia poco probable. ¿Por qué Shropshire? ¿Por qué Bridgnorth? Como nos dijo la BBC, se trataba de enlaces de transporte, de la centralidad de la región y, de manera bastante inverosímil, por su similitud con la Selva Negra.

Bueno, no se ha mencionado el factor decisivo, el del aislamiento. Hitler no era lo que llamaríamos una "persona del pueblo", y en tiempos de guerra estaba feliz de dedicarse por completo a la persecución de la guerra, evitando casi todas las apariciones públicas y haciendo una impresión bastante buena de un ermitaño fascista. En consecuencia, fue Goebbels quien se convirtió en gran medida en la cara pública del régimen, recorriendo los sitios de las bombas y dispensando simpatía y consignas a los bombardeados.

Mientras tanto, Hitler pasó la mayor parte de su tiempo en su cuartel general de 'Wolf's Lair' en la zona rural de Prusia Oriental, escondido en el bosque, lejos del ajetreo de la capital, en una región que era comparativamente remota pero a solo un día de viaje en tren desde el epicentro del poder - un lugar, de hecho, más bien como Bridgnorth.

La inclinación de Hitler por el aislamiento iba a tener serias consecuencias. En la "Guarida del Lobo", se quejaron sus generales, estaba aislado de las tribulaciones del pueblo alemán, ciego a las consecuencias del bombardeo aliado, alejado de los omnipresentes avisos de muerte. De hecho, en la "Guarida del Lobo" era libre de conducir su guerra casi como un juego de guerra, con sus ejércitos como contadores esparcidos por una mesa de mapa.

El aislamiento de Hitler en Prusia Oriental estimuló la resistencia alemana y les brindó su mayor oportunidad. Entonces, mientras Stauffenberg criticaría la imagen literal y metafórica de "Hitler en el búnker", también intentaría explotar la lejanía resultante para todo lo que valía la pena buscar para cortar la 'Guarida del Lobo' del resto de Alemania en julio. 1944, mientras él y sus aliados lanzaban un golpe de estado en Berlín. Lejos de ser una nota a pie de página en la historia, entonces, la "Guarida del Lobo" tiene una importancia fundamental.

Por lo tanto, la perspectiva de que Hitler venga a Bridgnorth es realmente intrigante, pero, no obstante, tiene sentido cuando se considera en el contexto de los hábitos y preferencias de Hitler durante la guerra. Una cosa es segura, si el alemán Führer Si alguna vez hubiera logrado venir a Shropshire, es dudoso que hubiera pasado mucho tiempo en una casa solariega o en una casa de campo. Dada su pasión por el hormigón armado, rápidamente se habría construido un búnker. "Hitler en el búnker", dijo Stauffenberg, "ese es el verdadero Hitler". Él estaba en lo correcto.

Roger Moorhouse es autor de La guarida del lobo: dentro de la Alemania de Hitler publicado por Endeavour Press.

Del Archivo

El relato de John Wheeler-Bennett, con muchos detalles esclarecedores, del intento que casi puso fin al Tercer Reich.

El plan de Albert Speer de transformar Berlín en la capital de un Reich de 1.000 años habría creado un gran monumento a la misantropía, como explica Roger Moorhouse.


¿Puedes dormir en Wolf's Lair?

Para aquellos lo suficientemente valientes como para querer pasar una noche en este bosque cerca de donde Hitler una vez se escondió, pueden organizarlo fácilmente. En el lugar hay un hotel, bar y restaurante en pleno funcionamiento. Las habitaciones se pueden reservar en línea o por teléfono, y el restaurante sirve una "sopa de lobo" especial para agregar algo de inquietud a su viaje. El alcohol también está disponible aquí en el bar de la planta baja del antiguo edificio azul de dos pisos en el bosque.


Otros búnkeres e instalaciones militares NS

Por supuesto, Wolf & # 8217s Lair es el destino por excelencia para todos aquellos que viajan por Mazury y están interesados ​​en la historia (militar). Pero también se han conservado algunas otras instalaciones que le ofrecen descubrimientos emocionantes, en su mayoría incluso lejos de las masas turísticas. Se puede llegar fácilmente a todos ellos en coche desde Wolfsschanze en pocos minutos y ofrecen interesantes lugares para tomar fotografías.

Mauerwald

De 1941 a 1944, Mauerwald (polaco: Mamerki) fue la sede del Alto Mando del Ejército y, por lo tanto, la posición central de planificación de la guerra contra la Unión Soviética. Mauerwald se ve ensombrecido por Wolfs Lair, pero a diferencia de la antigua sede del Führer, el gigantesco complejo tiene una estructura de construcción mucho mejor conservada.

El museo ofrece una mezcla un tanto extraña de dioramas con batallas de la Segunda Guerra Mundial, un submarino que ciertamente no navegó por el Distrito de los Lagos de Masuria y una Sala de Ámbar reconstruida.

Justo al lado del museo hay una torre de observación. Las escaleras de acero te llevan a alturas vertiginosas por encima de las copas de los árboles. Por qué la torre se encuentra aquí sigue siendo un misterio, porque no se puede ver nada de los búnkeres aquí arriba. Sin embargo, la vista idílica sobre los bosques y lagos de Masuria también es agradable.

Más emocionante que la torre y el museo es el paseo por los búnkers, que a veces contienen pequeñas exposiciones con miliaria, pero a veces se dejan a su suerte. Al caminar por los pasillos oscuros y húmedos, debe tener un buen teléfono celular o una linterna con usted. Lo mejor es sacar una foto del plano del museo con tu smartphone para no perderte en la enorme zona.

Hochwald

En medio del bosque, a medio camino entre Węgorzewo y Giżycko, Heinrich Himmler había establecido su cuartel durante la Segunda Guerra Mundial cerca del pueblo de Pozezdrze, a unos 20 km al este de Wolfsschanze. El complejo de búnkeres, que está mal señalizado en la carretera principal, es un destino interesante y mucho menos desarrollado que Wolfsschanze. Originalmente, todavía había varios cuarteles aquí. El área alrededor del búnker de 70 metros de longitud de Himmler & # 8217 fue volada por el Ejército Rojo, pero está en buenas condiciones, por lo que hoy puedes caminar fácilmente a través de las ruinas con una linterna.

Aeródromo de Rastenburg

En medio del bosque, bien señalizado pero solo accesible a través de una pista histórica, se encuentra el antiguo aeropuerto secreto de Rastenburg. En la década de 1930, aquí se ubicaba un pequeño aeropuerto deportivo. Cuando el liderazgo nazi decidió construir Wolfsschanze, el aeródromo existente a solo 10 km de distancia era la ubicación ideal para el nuevo aeropuerto. El aeropuerto se convirtió en el eje central de los líderes nazis, que podían viajar rápidamente desde aquí a Berlín o para realizar inspecciones en el frente oriental. Hitler también usó el aeropuerto cinco veces para vuelos a la actual Ucrania.

El Wolfsschanze también tenía un pequeño aeródromo, pero con una pista de tan solo 250 m de longitud era demasiado pequeña para los aviones Heinkel, Junkers y Focke-Wulf, que podían aterrizar en el aeropuerto de Rastenburg con sus dos pistas de 1200 y 900 m de longitud.

La muerte de Fritz Todt

Aquí es donde Fritz Todt, que dio nombre al grupo de construcción NS & # 8220Organisation Todt & # 8221 y que era en gran parte responsable del programa NS Autobahn, murió en 1942. En realidad, Albert Speer, el arquitecto favorito de Hitler & # 8217, también debería haber estado en el avión, pero tuvo que cancelar el vuelo por motivos de salud. Según otra teoría, Todt se dirigía a Munich para asistir a un concierto con su esposa, pero su propio avión estaba siendo reparado y tuvo que recurrir al del mariscal de campo general Hugo Sperrle. Después del despegue exitoso, el avión se dio la vuelta repentinamente y luego explotó mientras aún estaba en el aire. Según el informe de la investigación oficial, se dice que el piloto Albert Hotz activó accidentalmente el mecanismo de autodestrucción del avión.

Claus Schenk Graf von Stauffenberg también usó el aeropuerto cuando voló aquí desde Berlín y comenzó su viaje de regreso desde aquí después del fallido intento de asesinato de Hitler. Hacia el final de la guerra, el aeropuerto fue utilizado por el Ejército Rojo y más tarde por el ejército polaco.

Hoy en día, el aeropuerto es utilizado por pilotos deportivos, pero también se pueden admirar algunos aviones militares en un pequeño museo y aprender sobre la historia del aeropuerto y los pilotos polacos que lucharon en el lado británico durante la guerra.

¿Conoce otras áreas interesantes de este tipo? ¡Escríbelo en los comentarios!

* & # 8211 este enlace es un enlace de socio. Si compras o pides algo a través de este enlace, obtenemos una pequeña comisión. No tiene que pagar un centavo adicional y podemos seguir escribiendo nuevos artículos para usted. ¡Gracias por su apoyo!


Guarida del lobo de muchos pisos

Una mansión de 1927 erigida por L. Milton Wolf, uno de los desarrolladores de bienes raíces que construyó "Hollywoodland" en los locos años veinte, fue vendida a Moby por $ 3.925 millones.

Aquí hay algunas curiosidades: el arquitecto John Lautner diseñó la puerta de entrada, "en teca y secuoya con una chimenea de granito verde", según un informe de 1982. Veces historia. (Esa historia implica que el fantasma de Wolf acecha el lugar).

¡Incluso HowStuffWorks ha escrito La guarida del lobo! Ese sitio web afirma que el Sr. Wolf tenía un pasadizo secreto a un apartamento escondido detrás de la casa de huéspedes, donde podía acomodar a hermosas estrellas y disfrutarlas en el tiempo libre. Bueno, esperemos que el disfrute fue mutuo.

HowStuffWorks dice además que la torreta del castillo fue diseñada como un hogar para el gibón mascota de Wolf. Supongo que las estrellas bonitas se vuelven tediosas a veces, y los monos animan las cosas. L. Milton Wolf murió en la casa, por cierto, en la mesa del comedor, lanzándose hacia un cuenco de minestrone.

Leer más sobre el lugar en el Los Angeles Times Columna "Hot Property" del 17 de abril de 2010. Desde que un famoso cantante compró Wolf's Lair, está en todos los periódicos. También siga en LACurbed, porque tienen fotos del nuevo propietario. Hablando de imágenes, siga este enlace a un conjunto de once imágenes en blanco y negro de la Guarida en 1958 (la imagen sin fecha de arriba, sin embargo, es de la colección de fotos en línea de la Biblioteca Pública de Los Ángeles).


Inside the Wolf & # 8217s Lair: Hollywood & amp; Historia

Tras el decimoquinto y último intento de asesinato de Hitler, los últimos nueve meses de la guerra en Europa se cobraron más vidas que la suma total de los cinco años anteriores de conflicto. "Si Hitler hubiera muerto el 20 de julio de 1944, el total de víctimas de la Segunda Guerra Mundial podría haberse reducido a la mitad". [1]

La Operación Valquiria fue un símbolo de la Resistencia alemana dentro del Tercer Reich, y el último de quince intentos contra Hitler de tomar el control de su gobierno y cultivar un nuevo estado alemán. Al hacer esto, aquellos que eran miembros de la resistencia esperaban demostrar a los aliados, antes de que llegaran a Berlín, que no toda Alemania creía en la Alemania de Hitler. Entre los miembros de la resistencia se encontraba el Círculo Kreisau, que era un grupo de destacados líderes e intelectuales militares, políticos y religiosos. El más famoso de estos conspiradores fue el coronel Claus von Stauffenberg, quien después de servir y convertirse en una víctima de la batalla en el norte de África, encabezó el intento de asesinato y su posterior toma de control de Berlín. Después de muchos intentos anteriores, la Operación Valkyrie tuvo lugar el 20 de julio de 1944 dentro de Gaestebaracke, en Rastenburg, Prusia. Después de esto, Stauffenberg voló a Berlín para hacerse cargo de las secuelas de la Operación Valkyrie, donde cada parte del plan inicial falló debido a causas naturales, disposiciones personales y desviaciones no contabilizadas en el plan.

Si bien los detalles formales de Valkyrie de Hollywood son históricamente precisos, la película carecía de la profundidad personal de las partes involucradas, lo cual es un factor importante para comprender la base de la operación y, por extensión, su desglose. La representación de la película de las personas involucradas en el complot para matar a Hitler como héroes sin pecado confunde su carácter, motivos y política; sin embargo, a pesar de pequeñas alteraciones, simplificaciones y omisiones, la película transmite efectivamente la verdad de que no toda la gente de Alemania estaba de acuerdo con las ideologías de Hitler. y muchos resistieron heroicamente para demostrarlo al mundo. Al finalizar el análisis de la película y compararla con su contraparte histórica, creo que se requieren conocimientos y textos suplementarios para comprender completamente la estructura política de los individuos involucrados, sus disposiciones personales y el cronograma de la secuencia de eventos.

Dentro de los parámetros de este artículo, analizaré el alcance de la precisión histórica de la película al describir los eventos de la Operación Valkyrie y el complot del 20 de julio de 1944 para matar a Hitler. A través de una comparación de la historia con la película, explicaré algunas de las formas en que la versión de Hollywood proporcionó una interpretación histórica precisa y las formas en que el director tomó decisiones estilísticas que simplificaron la Operación Valquiria para facilitar la visualización. Al finalizar mi análisis, examinaré el cine histórico como medio de la historia y cómo alude a los mensajes que el filme extrae de la resistencia.

Dentro de la trama de la película, Valkyrie pudo representar con éxito la serie de eventos que fueron más instrumentales que condujeron al eventual intento de asesinato del 20 de julio de 1944 contra el Führer de Alemania, Adolf Hitler. Con el fin de comprimir dos años de planificación y eventos (desde el reclutamiento de Stauffenberg, en adelante), en una película de dos horas de duración, se hicieron ediciones menores, conjunciones y omisiones para ayudar a que la película avanzara sin problemas, sin sacrificar ningún detalle que sea necesario. a una descripción precisa de los eventos. En eso, se tomó una cuidadosa consideración al escribir el guión para mantener la precisión histórica. Los escritores McQuarrie y Alexander consultaron una variedad de fuentes primarias para representar adecuadamente a las personas, los lugares y el desarrollo de los eventos. Visitaron los lugares reales, se reunieron con familiares de los conspiradores y se refirieron a relatos de primera mano, fotografías, carretes de noticias y varios otros registros históricos para asegurarse de que la película tuviera capas de dimensión histórica. [2] Esto luego se implementó con éxito en un reparto de buen gusto a través de la apariencia física de los protagonistas, el uso de diálogos y discursos auténticos, y los detalles cuidadosamente copiados del complot para matar a Hitler.

Una de las formas imaginativas en que el director pudo explicar los diversos componentes que componían la Operación Valquiria fue mediante el uso de reuniones entre los conspiradores clave. No solo funcionó para representar las reuniones secretas que tuvieron lugar en las que se propuso y planificó Valkyrie en detalle, sino que también fue una herramienta de presagio estilístico, que describe los requisitos necesarios para que Valkyrie tenga éxito, de modo que a medida que se promulga la operación, solo sutiles Las señales (como las imágenes y el diálogo reaccionario) eran necesarias para que la audiencia dedujera qué salió mal.

En la primera reunión privada entre Stauffenberg, el general Olbricht, el general Tresckow, Beck y el Dr. Goerdeler, se propone la Operación Valkyrie, que se dice que es de Stauffenberg, como una modificación de su propósito original. [3] Como le explicó a Goerdeler, la Operación Valquiria original era el plan de contingencia de Hitler para proteger a su gobierno y contener los disturbios civiles por medio del Ejército de Reserva en Berlín, en caso de que fuera aislado o asesinado. [4] Luego, los organizadores lo sitúan en el contexto de un posible malestar militar, donde si las SS estuvieran dando un golpe de Estado, se declararía el estado de emergencia y el Ejército de Reserva se movilizaría para proteger lo que cree que es el gobierno de Hitler, mientras que los conspiradores puso en marcha un nuevo gobierno para negociar inmediatamente con los aliados. [5] Luego se describen las etapas iniciales en las que Valkyrie primero tendría que ser reescrito para excluir a las SS, la evidencia escrita de alta traición tendría que ser firmada por Hitler, y luego iniciada por el comandante del Ejército de Reserva, General Fromm, inmediatamente después Asesinato de Hitler. [6]

En la siguiente reunión entre Stauffenberg y Tresckow, se afinan los detalles secundarios del plan, centrándose en la repercusión de la muerte de Hitler. Esto incluyó acelerar la Valkyrie original en sus modificaciones, desde asegurar el gobierno de Hitler en seis horas hasta tomar el control del gobierno en solo tres horas. [7] En lugar de distribuir las tropas de la Reserva a lo largo de los diecinueve distritos militares de Alemania, incluidas las ciudades ocupadas, Valkyrie se reescribiría para enfocar la mayoría de sus unidades más fuertes para enfocarse singularmente en Berlín, ya que todos los demás estados reflejan las decisiones de Berlín. [8] Por lo tanto, rodeando las dependencias del gobierno y ocupando todos los cuarteles de las SS y la policía en Berlín, podrían tomar Alemania. [9] Además, para salvaguardar todos sus planes, deben asegurarse de que no surjan órdenes en conflicto, lo que se llevaría a cabo de dos maneras, aislando la cadena de mando e interrumpiéndola y tomando el control de una forma de comunicación [10].

Como se muestra en la película, la tercera reunión antes de que se pusiera en marcha la Operación Valquiria se centró por completo en la logística de la desaparición de Hitler. En esta reunión clandestina,

El coronel Quirnheim explica paso a paso el proceso del asesinato de Hitler desde la composición de la bomba hasta su éxito como dependiente de los elementos de la guarida del Lobo. En este caso, con los dos paquetes de 975 gramos de plástico "W" que contienen los lápices de tiempo británicos y la cápsula de ácido triturado, el tiempo proyectado para la explosión sería de 10 a 15 minutos (teniendo en cuenta el calor). [11] Debido a la composición del búnker compuesto de concreto reforzado, puertas de acero y sin ventanas, la presión del aire magnificaría la bomba, haciendo que la segunda fuera completamente redundante. [12]

Al comparar los detalles de las reuniones en la película con hechos históricos, la película retrató con precisión lo que se suponía que debía hacer la Operación Valquiria y, al hacerlo, pudo ilustrar lo que salió mal. En las dos primeras reuniones, la película demostró claramente a Stauffenberg como primero el jefe de operaciones para el plan final para asesinar a Hitler, y luego, en junio de 1943 (durante la segunda reunión), se le encomendó la tarea de redactar el plan completo para el total. toma militar de Berlín después de la muerte de Hitler. [13] Para obtener la aprobación de Hitler, la Operación Valquiria recibió la historia de portada de que “el Ejército Nacional debe tener un plan de acción bien definido para el evento de una comunidad de las SS contra Hitler o un levantamiento masivo entre millones de trabajadores esclavos extranjeros que habían sido deportados de sus hogares y estaban trabajando en Alemania ”, mientras que el plan oficial se utilizaría para volverse contra el régimen nazi [14]. Con la ayuda de la fuerza policial de Berlín, el Ejército Nacional tomaría edificios gubernamentales, acorralaría a miembros de las SS y ocuparía medios de comunicación como las estaciones de radio de Berlín y las oficinas de los periódicos [15]. En agosto de 1943, la Operación Valquiria se completó, [16] y enfrentó el problema de que ni Olbrietch ni Stauffenberg tenían autorización para promulgarla, y ese derecho estaba reservado para el propio Hitler y Fromm, en caso de una emergencia. [17]

Dentro de la explicación de la película de los parámetros de la trama, y ​​siguiendo la firma de Hitler en la Operación Valquiria, pude rastrear cinco marcadores importantes utilizados para contar la historia de la Operación Valquiria. Son los siguientes, 20 de julio, la falta de acción de Oblricht, Fromm, la Operación Valkyrie promulgada y la redada de los conspiradores. La delineación de los hechos en las tres escenas de las reuniones permitió a la audiencia comprender el contexto histórico y por lo tanto prestar atención a los detalles de los hechos reales. A partir de los detalles de precisión histórica en esas escenas, como el tipo de bomba utilizada, las tenazas especialmente hechas para Stauffenberg, la partida de Trusckow para ir al frente, y el papel principal que jugó Stauffenberg en la construcción de la Operación Valquiria, queda claro que la película recursos históricos consultados. Dicho esto, cualquier cambio menor, simplificación u omisión en su representación de los eventos fue para avanzar en la comprensión de la historia por parte de la audiencia, sin sacrificar los detalles necesarios de su historia.

Antes del intento final de asignación contra Hitler, hubo otros dos intentos o ensayos realizados antes del 20 de julio de 1944. El primero fue el 11 de julio de 1944 en Berchtesgaden, donde Stauffenberg introdujo la bomba de contrabando en la conferencia, pero al llamar a Olbricht, los conspiradores habían decidido que no debe continuar a menos que Himmler también esté allí. [18] Como Himmler no lo fue, este intento no se llevó a cabo. [19] La segunda oportunidad tuvo lugar cuatro días después, cuando Stauffenberg se dirigió a la "Guarida del Lobo" en Rustenburg con un Fromm desprevenido. [20] Al notificar a Olbricht, Olbricht emitió las etapas preliminares de Valkyrie, la movilización del Ejército de Reserva. [21] A la 1 pm. comenzó la conferencia de Rustenburg, de la cual Stauffenberg se fue para contactar una vez más con Olbricht. [22] Sin embargo, cuando Stauffenberg regresó, la reunión había concluido y Hitler había abandonado la habitación [23].

Estos dos intentos iniciales se combinaron dentro de la película, donde durante una conferencia táctica en Wolf’s Lair con Hitler (y Fromm), Stauffenberg salió de la habitación para telefonear a Olbricht y notificarle que Himmler no estaba presente. [24] Quirnheim, actuando como mediador, llama a los otros conspiradores que acuerdan no proceder, pero Quirnheim anima a Stauffenberg a "hacerlo". [25] Cuando Stauffenberg regresa a la conferencia, siente pánico al descubrir que la conferencia había terminado en su ausencia y que Hitler ya no estaba entre el grupo. [26] La película pudo combinar con éxito los dos intentos sin dejar de transmitir los mensajes importantes de que Himmler era el objetivo principal, y la duración de la llamada telefónica fueron las razones por las que los intentos anteriores no se produjeron.

El 20 de julio de 1944, poco después de las 10:00 a. M., Stauffenberg voló al aeródromo de Rastenburg llevando solo los papeles necesarios para sus informes y la bomba envuelta en una camisa adicional [27]. Alrededor de las 11:00 am, "Stauffenberg fue convocado por el jefe del estado mayor del ejército, el general Walther Buhle, y después de una breve reunión, procedieron juntos a una conferencia con el general Keitel en el búnker del OKW en el área restringida I", donde Stauffenberg descubrió que el 1: 00 pm La conferencia informativa se había adelantado media hora debido a la visita de Mussolini [28]. Después de esto, Stauffenberg pidió ayuda a Keitel para un lugar donde pudiera cepillarse y cambiarse la camisa (algunos relatos dicen que esto se explicó como debido a la humedad), donde Stauffenberg y su ayuda, Haeften procedieron a armar las bombas, pero fueron interrumpidos por Vogel, quien informó a Stauffenberg de una llamada de Fellgiebel y le instó a que se diera prisa [29].

En la película, esto se simplifica de modo que inmediatamente después de la llegada de Stauffenberg le pregunta al Mayor Freyend si hay un lugar donde pueda cambiarse de camisa, mientras levanta la barbilla para revelar una mancha de sangre donde se cortó al afeitarse. [30] Esta pequeña modificación se realizó para dar a los espectadores una razón más visual de la necesidad de Stauffenberg de cambiar. Stauffenberg es conducido a una sala donde se entera de que la reunión se ha trasladado a las 12:30 p. M. Y públicamente le pregunta a Fellgiebel si alguien puede llamarlo durante la reunión, ya que espera una llamada importante. [31] Mientras se cambian de habitación, Stauffenberg y Haeften comienzan los preparativos para la bomba, cuando Freyend los interrumpe después de recibir una llamada telefónica, instándolos a acelerar las cosas. [32]

La película luego imita la serie histórica de eventos que siguieron a la interrupción, donde Haeften guardó una de las bombas, sin armar, en su maletín y se fue, mientras Stauffenberg armó la otra con sus alicates especialmente hechos para adaptarse a su discapacidad. [33] Al irse, Stauffenberg se negó tanto a Lechler como a Freyend a llevar su maletín, que no se consideró sospechoso ya que se sabía que Stauffenberg era orgulloso y dependiente de sí mismo, pero finalmente permitió que Freyend llevara su maletín mientras solicitaba que lo colocaran cerca del Führer debido a su audición deficiente (afectada por lesiones anteriores sostenidas en el trabajo). [34] En la película, los personajes se simplifican para incluir solo a Freyend, ya que Lechler no agrega nada a la historia. [35] A través de esto, Freyend también puede proporcionar a la audiencia una explicación histórica de por qué la conferencia ya no se lleva a cabo en Wolf’s Lair, debido a que estaba tan húmedo ese día. [36] En cambio, la conferencia tuvo lugar en el Gaestebaracke (barraca de invitados), un edificio largo de madera con las diez ventanas de la sala abiertas (representadas visualmente en la película), en lugar de la Guarida de los Lobos (que se cambió el 15 de julio debido al calor ). [37] During the meeting, Stauffenberg left to take an incoming telephone call, and proceeded to leave the barrack, while his briefcase, kicked under the far side of the oak support of the conference table exploded at 12:42 p.m. [38]

Upon feigning shock, Stauffenberg proceeded to escape by car, where he was met with resistance at the last Guard Post, of which he took it upon himself to go into the guardroom and telephone the Commandant’s office with Captain von Möllendorff on the other end and unknowing of the explosion, instructed Sergeant-Major Kolbe to allows Stauffenberg to pass, and on the way to the airfield, Kretz, the driver witnessed Haeften throwing “some objects” out the car. [39] Kretz latter reported this Intel, and the package was found to contain “975 grams of explosive, two detonators and a 30-minute delay fuse” wrapped in brown paper.[40] This was once again simplified in the film to omit Möllendorff as he was not necessary to the key explanation of the story, and instead, had Stauffenberg fib his way past the guard, which was true to an extent, as Möllendorff was not aware of the lockdown.[41] The film then accurately portrayed Haeften’s disposing of the bomb.[42]

The film continued to accurately portray the events following the explosion, as General Fellgiebel telephoned Berlin, and enacted Valkyrie despite seeing Hitler survive the blast, (which was ambiguously communicated), and followed his action by cutting off all communication from and to Rustenburg.[43] However, “it was impossible to isolate Rustenburg completely. Although the telephone and teleprinter exchanges could be cut, there were still radio transmitters both the Ministry of Propaganda and the German News Agency had their own private teleprinter lines which did not pass through the main exchange,” and no provision had been made to accommodate it.[44] When the call came from Fellgiebel to the conspirators in Berlin, he enacted Valkyrie but made not mention of Hitler’s survival and without that confirmation from Stauffenberg who was airborne at the time, General Olbricht remain static, despite Stauffenberg’s friend Quirnheim insisting.[45] This was represented in the scene in Olbricht’s office, following the explosion, when Fellgiebel called Olbricht, and told Quirnheim (who answered the phone) about the explosion. The ambiguousness of the information given over the phone was expressed through illegible and static dictation on the receiving end. Quirnheim was given special recognition for his attempts at persuading Olbricht, in the film, by issuing a standby alert under Olbricht’s name while he was out to lunch.[46]

The aircraft carrying Stauffenberg and Haeften left for Berlin-Rangsdorf at 13:15 p.m. while those survivors (including Hitler) began to put together the pieces of his disappearance.[47] After arriving at the airport in berlin, more than three hours after the explosion, and assuming that the time sensitive coup was already underway, Stauffenberg and Haeften were disheveled to find their receiving car not there.[48]

At the same time, in Berlin, Fromm and Olbricht were disputing over Olbrichts authorization of Valkyrie. At 4:10 p.m. Fromm rang Keitel at Rustenburg to which he got through at everyone’s surprise, and upon discussing the details of the explosion, Keitel informed Fromm that Hitler was alive, and asked for the whereabouts of Stauffenberg who had not yet returned. [49] Upon hearing this exchange, Olbricht finally took action and issued the cover story for the coup: “The Führer, Adolf Hitler, is dead…An unscrupulous clique of non-combatant party leaders has tried to exploit the situation to stab the deeply committed front in the back, and to seize power for selfish purposes”.[50]

With Stauffenberg’s arrival, a following argument between him and Fromm took place, where Stauffenberg recounted his witness of the explosion simply stating ‘He is dead’.[51] The following argument took place between Stauffenberg, Olbricht and Fromm was almost copied word for word in the film, with Olbricht stating that he initiated Valkyrie, infuriating Fromm who said he was in command, this was treason and for Stauffenberg to shoot himself while all the others were under arrest.[52] Fromm and his aide were then put under arrest at gunpoint, and locked in an office.[53] “By five o’clock, the coup had begun to show the momentum it should have had four hours earlier”.[54]

Operation Valkyrie Enacted

Following the arrest of Fromm, the commander of Berlin’s military district was arrested in a similar fashion after discovering the coup in progress and attempting to escape whilst yelling “the Führer is not dead!” [55] This was followed exactly in the film. The next four hours in the War Office was frenzied with activity as the various conspirators transmitted instructions for Operation Valkyrie within and beyond the Reich, as illustrated in the film by the conspirators engaging in frequent telephone conversations and marking off territories.[56]

Within German, Martial law was declared to be in effect and the Reserve Army assumed absolute control, arresting or placing under military authority all SS, SD, Gestapo and Party personnel.[57] This was portrayed in the film through Major Remer, the commander of the city’s standing garrison, and his battalion who made various arrests of SS, and were en route to arrest Goebbels, the head of the Ministry of Propaganda, who was ensconced in Prinz Albrechtstasse.[58] The film portrayed Remer’s suspicion well, through a scene where he confines in a troop that there is a coup, but he is not sure which side they are on, and of his reluctance in arresting Goebbels who was also the honorary colonel.[59] Prior to meeting with Remer, Goebbels took precautions by having several cyanide capsules on hand, which was portrayed in the film by him inserting one in his mouth before meeting Remer.[60] The exchange between Remer and Goebbels in both the film and historically followed the outline that Goebbels rang Rastenburg and with Hitler on the other end, gave the phone to Remer who upon recognizing his Führer’s voice and his instructions to take the traitors alive, dispatched his troops to the War Office.[61]

During this time, the conspirator’s failure to shut down completely all broadcasting was taking effect. Orders were issued by the Nazi government that contradicted the orders coming from the War Office and once again the War Office was frenzied with the major military districts calling for clarification.[62] This was represented in the film through the scene in the communications office where in the head permitted orders from both Rastenburg and the War Office to go through.[63]

Following this radio activity began to bolster that the Führer was not dead, followed by a broadcast at 1:00 a.m. where Hitler himself said: “A small clique of ambitious, irresponsible and at the same time senseless and criminally stupid officers have formed a plot to eliminate me…I myself sustained only some very minor scratches bruises and burns. I regard this as confirmation of the task imposed on me by Providence to continue on the road of my life as I have done hitherto…”, which was replicated word-for-word in the film.[64]

It was at this moment, that the conspirators knew their coup had failed. Shortly after Hitler’s speech aired the chief members of the Valkyrie conspiracy were rounded up by Remer and the SS.[65] Fromm and his aide escaped confinement (whereas in the film, Fromm’s aide was never arrested) and led the troops to the leading members.[66] After an exchange in gunfire, resulting in Stauffenberg being shot in the arm, the conspirators were captured.[67] As depicted in the film, Fromm took on the court martial orders to sentence to death Quirnheim, Olbricht, Haeften, and the man “whose name I will not mention,” in attempt to ‘get rid’ of those who could speak out against him and reveal his knowledge of the coup.[68] Beck who was placed under arrested and was allowed to commit suicide.[69] While the film reproduced Beck’s asking for a pistole for ‘private use’ and Fromm ordering him to ‘hurry up,’ Beck was not able to die as gracefully as he did in the film. After two attempts at shooting himself, and “found to still be still alive, Fromm ordered an officer to administer a coup de grâce.”[70] Following this, the other conspirators were escorted to the courtyard where they stood before the firing squad, one at a time, in order of rank.[71] When Stauffenberg was called upon, either Quirnheim or Haeften ran out in front of him and was shot before Stauffenberg who proclaimed either “Long Live Sacred Germany,” or “Long Live Secret Germany,” before he himself was subjected to the firing squad.[72] Because of its ambiguities, the film made the choice that it was Haeften who ran out, and that Stauffenberg yelled “Long Live Sacred Germany.”[73]

In the final scenes of the film, there were flashes back and forth in which the other conspirators who were not present at the time were arrested and sentenced to death, committed suicide, or stood trial. In that, the film accurately recalled that Tresckow committed suicide via hand-grenade, Witzleben who was executed slowly by being hung to death, suspended from a meat hook, and Fromm who was later captured and executed.[74] This is one of the most powerful scenes in the film as it truly shows the extent of the German resister’s sacrifice.

By simplifying history through film, it allows for these events and occurrences to be known to mass populations.[75] “With the growing professionalization of filmmaking and the rise of the Hollywood film industry, subsequent historical movies [tend] to be more guarded in conveying explicit messages or interpretations about the past…But much like most viewers-whether historians or not- [they do not] possess the critical tools to fully analyze those movies.”[76] That is why it is so intrinsic for directors, screenwriters, and actors to conduct primary and secondary historical research in order to accurately represent the events of the past, especially because viewers tend to believe whatever is depicted. With that said, I believe that despite some minor changes, simplifications and omissions, and ‘filling-in the blanks,’ Valkyrie did portray a historically accurate account of German resistance, and that any of those changes made did not effect the understanding of the broader scope of events, but allowed viewers to understand it and gain more from the film. “Writing history- whether on the printed page or the movie screen-entail[s] interpretation and a dose of civic responsibility.”[77]

The only downfall of the film was its shallow/(mis) representation of the main characters in the film. In actuality, the conspirators were not the spot-less heroes the film portrayed, although they preformed many acts of heroism. Political, social, and religious motives, Anti-Semitic backgrounds, and initial support for Hitler was omitted, played down or only faintly hinted at within the film. And this is cause for concern, as viewers should be shown both truths of the resistance. However, in conclusion, the film Valquiria successfully conveyed its message to its viewers, that there were many people within Germany who opposed Hitler and his government and did attempt to right his wrongs. As one of the conspirators, Tresckow, said, “The assassination must be attempted, at any cost. Even should it fail, the attempt to seize power in the capital must be undertaken. We must prove to the world and to future generations that the men of the German resistance movement dared to take the decisive step and to hazard their lives upon in. Compared with this, nothing else matters.”[78] This movie spoke for exactly what these conspirators wanted the rest of the world to know, that it didn’t matter whether their plan was successful or not, all that mattered was that they could show “that not all of us were like him”.[79]

Baigent, Michael, and Richard Leigh. Secret Germany: Claus von Stauffenberg and the Mystical Crusade Against Hitler. London: Jonathan Cape, 1994.

Fest, Joachim. Plotting Hitler’s Death: The Story of the German Resistance. Translated by Bruce Little. New York: Metropolitan Books, 1996.

Hansen, Randall. Disobeying Hitler: German Resistance After Operation Valkyrie. Canada: DoubleDay Canada, 1994.

Hoffmann, Peter. The History of the German Resistance 1933-1945. Montreal: McGill-Queen’s University Press, 1996.

Prittie, Terence. Germans Against Hitler. Toronto: Little, Brown and Company, 1964.

Ramirez, Bruno. Inside Historical Film. Montreal & Kingston: McGill-Queen’s University Press, 2014.

Niemi, Robert. Inspired by True Events: An Illustrated Guide to More Than 500 History-Based Films. Santa Barbara: ABC-CLIO, LLC, 2013.

Valquiria. DVD. Directed by Bryan Singer. 2008 Beverly Hills, CA: Metro-Goldwyn-Mayer, 2009.

[1] Michael Baigent and Richard Leigh, Secret Germany: Claus von Stauffenberg and the Mystical Crusade Against Hitler (London: Jonathan Cape, 1994), 66.

[2] Robert Niemi, Inspired by True Events: An Illustrated Guide to More Than 500 History-Based Films (Santa Barbara: ABC-CLIO, LCC, 2013), 179.

[3] Valquiria, DVD, directed by Bryan Singer, 2008 (Beverly Hills, CA: Metro-Goldwyn-Mayer, 2009).

[13] Terence Prittie, Germans Against Hitler (Toronto: Little, Brown and Company, 1964), 233.

[17] Joachim Fest, Plotting Hitler’s Death: The Story of the German Resistance (New York: Metropolitan Books, 1996), 220.

[18] Michael Baigent and Richard Leigh, Secret Germany: Claus von Stauffenberg and the Mystical Crusade Against Hitler (London: Jonathan Cape, 1994), 41.

[24] Valquiria, DVD, directed by Bryan Singer, 2008 (Beverly Hills, CA: Metro-Goldwyn-Mayer, 2009).

[28] Peter Hoffmann, The History of the German Resistance 1933-1945 (Montreal: McGill-Queen’s University, 1996), 398.

[30] Valquiria, DVD, directed by Bryan Singer, 2008 (Beverly Hills, CA: Metro-Goldwyn-Mayer, 2009).

[35] Valquiria, DVD, directed by Bryan Singer, 2008 (Beverly Hills, CA: Metro-Goldwyn-Mayer, 2009).

[41] Valquiria, DVD, directed by Bryan Singer, 2008 (Beverly Hills, CA: Metro-Goldwyn-Mayer, 2009).

[46] Valquiria, DVD, directed by Bryan Singer, 2008 (Beverly Hills, CA: Metro-Goldwyn-Mayer, 2009).

[51] Valquiria, DVD, directed by Bryan Singer, 2008 (Beverly Hills, CA: Metro-Goldwyn-Mayer, 2009).

[59] Ibid, 56. Valquiria, DVD, directed by Bryan Singer, 2008 (Beverly Hills, CA: Metro-Goldwyn-Mayer, 2009).

[63] Valquiria, DVD, directed by Bryan Singer, 2008 (Beverly Hills, CA: Metro-Goldwyn-Mayer, 2009).

[66] Randall Hansen, Disobeying Hitler: German Resistance After Operation Valkyrie (Canada: DoubleDay Canada, 1994), 28.

[72] Valquiria, DVD, directed by Bryan Singer, 2008 (Beverly Hills, CA: Metro-Goldwyn-Mayer, 2009).

[75] Bruno Ramirez. Inside Historical Film (Montreal & Kingston: McGill-Queen’s University Press, 2014), 3.

[79] Valquiria, DVD, directed by Bryan Singer, 2008 (Beverly Hills, CA: Metro-Goldwyn-Mayer, 2009).


Wilhelma Gerke’s memories, 16 Feb 1994.

Fifty years later again in the Wolf’s Lair.

“I remembered a lot about my stay in the Wolf’s Lair, although after 50 years many details escaped my memory. From mid-February 1944 I served in the FBB, i.e. the Führer Begleit-Bataillon (Hitler’s Personal Battalion). Here I would like to explain that FBB was a unit of the German Wehrmacht, not an SS.

First, I had training at the training ground in Orzysz, and from 1st April to the end of June 1944 I was in the Wolf’s Lair 𔄘” safety zone (a special “zero” safety zone in which Hitler lived). The whole HQ consisted of three safety zones. Safety zones II, I and 0 were separated from each other by a 2.5-meter wire mesh fence. Each zone was heavily guarded by patrols and sentry posts.

The Fuhrer side battalion consisted of 7 companies: three grenadier companies, 1 light gun company, 1 tank company, 1 anti-tank company and 1 quick response company. The latter was equipped with amphibians. My seventh company was responsible for security inside the headquarters when Hitler was in the Wolf’s Lair. In the event of a threat, we were to immediately find ourselves in the zero security zone and defend Hitler’s shelter.

In the spring and summer of 1944 (Hitler stayed from March 20 to July 14, 1944 in Obersalzberg, in the Alps) our unit was responsible for protecting the extension area. This meant service in 48 or even 72 hours. It looked like this: 3 hours of duty and 3 hours break, then 24 hours off. The soldiers, who were on duty, had a machine gun with 6 magazines and two hand grenades. At 16.00 there was a change of guard, followed by the maintenance of weapons, dinner, exit.

We lived in a 50-person barrack, which was located right next to the first security zone, near Hitler’s shelter. In the morning at 7.00 there was an appeal followed by classes and exercises. In our free time, we were able to drive a trolley to Kętrzyn. In the morning, four or five buses of workers from the “Todt Organization” (OT) were brought to the Wolf’s Lair. Most often they came from East Prussia, prisoners and forced laborers were not there.

While serving as a guard at the western post, we served about 200 OT workers in addition, some people came by train. Freight rail traffic through the quarters – from the station in Parcz to the station in Czerniki – was escorted. I don’t remember any passenger trains passing through the forest, of course, apart from special ones (Sonderzüge). In the summer of 1944 a new Hitler’s bunker was being built. The building material was delivered by train. From the stopping place of the train, this material was taken by a field train and brought to a concrete mixer, located near the Führer shelter. The new Führer bunker was built from scratch in less than 6 weeks, in May and June 1944. I saw it ready. I don’t remember, however, how one of the local guides told me that there were gun or machine gun positions on it. Maybe they were built later after I left the quarters.

Many of the barracks of the quarter were reinforced with brick walls and reinforced concrete ceilings, among others a wooden council barrack, in which on July 20, 1944 a historic assassination attempt was carried out on Hitler. Firstly, because there was a strong anti-aircraft defense, and secondly – the headquarters area was well camouflaged and difficult to detect by existing means.

I think it was unreachable for English and American bombers. However, it is hard to imagine that the English and American intelligence services were not aware of the existence of the Wolf’s Lair. I remind you that we were constantly warned about the possibility of the partisans from the Białystok forests starting the operation.

Once i read in some tourist guide that the camouflage nets were changed according to season of the year. I clearly state that they were only green and never changed. This is not true.”


Hitler’s Wolf’s Lair plaque stolen

A plaque commemorating one of the assassination attempts on Hitler’s life has been stolen according to Polish police.

One of Hitler’s most famous locations was that of the Wolf’s Lair in Gierloza in Poland. During the war, Hitler used the base as a headquarters from which to coordinate the war.

It was at the Wolf’s Lair that one of the most famous attempts to take Hitler’s life took place. It was in 1944 when Colonel Claus von Stauffenberg walked into the Wolf’s Lair, left a case in a room that Hitler was meeting other top Nazi officers in and promptly left waiting for his bomb in the case to detonate. It did, and it caused much damage, but it unfortunately didn’t kill Hitler.

After the war the Wolf’s Lair was retained, and Polish authorities placed a plaque on the site to commemorate von Stauffenberg’s bravery and attempt to take Hitler’s life and end the war. It is now open to tourists who want to learn about the war and what happened there.

The Wolf’s Lair included around 200 German bunkers and a military barracks. It was noticed this week that the plaque had been removed, CBS News reports.

Polish police are now investigating the theft of a metal plaque, which had been attached to a large stone and was put in place in 2004, on the 60 th anniversary of the assassination attempt.


Angelokastro is a Byzantine castle on the island of Corfu. It is located at the top of the highest peak of the island"s shoreline in the northwest coast near Palaiokastritsa and built on particularly precipitous and rocky terrain. It stands 305 m on a steep cliff above the sea and surveys the City of Corfu and the mountains of mainland Greece to the southeast and a wide area of Corfu toward the northeast and northwest.

Angelokastro is one of the most important fortified complexes of Corfu. It was an acropolis which surveyed the region all the way to the southern Adriatic and presented a formidable strategic vantage point to the occupant of the castle.

Angelokastro formed a defensive triangle with the castles of Gardiki and Kassiopi, which covered Corfu"s defences to the south, northwest and northeast.

The castle never fell, despite frequent sieges and attempts at conquering it through the centuries, and played a decisive role in defending the island against pirate incursions and during three sieges of Corfu by the Ottomans, significantly contributing to their defeat.

During invasions it helped shelter the local peasant population. The villagers also fought against the invaders playing an active role in the defence of the castle.

The exact period of the building of the castle is not known, but it has often been attributed to the reigns of Michael I Komnenos and his son Michael II Komnenos. The first documentary evidence for the fortress dates to 1272, when Giordano di San Felice took possession of it for Charles of Anjou, who had seized Corfu from Manfred, King of Sicily in 1267.

From 1387 to the end of the 16th century, Angelokastro was the official capital of Corfu and the seat of the Provveditore Generale del Levante, governor of the Ionian islands and commander of the Venetian fleet, which was stationed in Corfu.

The governor of the castle (the castellan) was normally appointed by the City council of Corfu and was chosen amongst the noblemen of the island.

Angelokastro is considered one of the most imposing architectural remains in the Ionian Islands.


Ver el vídeo: Nazi Megaestructuras La guarida del Lobo


Comentarios:

  1. Synn

    En él algo es. Gracias por una explicación. Todo ingenioso es simple.

  2. Nikojas

    Bravo, tu pensamiento es simplemente excelente

  3. Pascual

    El mismo tipo de urbanización.

  4. Kajigore

    Solo eso es necesario, participaré. Juntos podemos llegar a una respuesta correcta. Estoy seguro.

  5. Manley

    baja

  6. Shaw

    Idea bastante divertida



Escribe un mensaje